Vivimos en un mundo visual. Investigaciones realizadas desde hace muchos años y en todo el mundo han determinado que los colores que rodean a las persona influyen notablemente en su estado anímico y sus reacciones.

Teniendo esto como premisa, no nos sorprende entender que la ciencia del marketing, que busca persuadir y convencer a consumidores, aplica los conceptos de la psicología del color e incluso, se rige por ellos.

¿Qué significa cada color y por qué las marcas lo usan?

¿Porque la reconocida “m” de McDonalds es amarilla? ¿Por qué La etiqueta de Coca Cola es roja? ¿Hay explicación para que la mayoría de los logos ambientalistas sean verdes? Todas estas preguntas tienen la misma respuesta: psicología del color.

Y es que si bien es cierto que muchos de los significados que aportamos a nuestro entorno son consecuencia de un proceso de asociación, también lo es que de manera inconsciente, los colores en sí mismos y su combinación generan en el ser humano estímulos que debes conocer para que no cometas el error de dar a tu marca una imagen que confunda o que transmita valores errados.

Imagen cortesía: Websa 100

“El color es un medio para ejercer influencia directa sobre el alma: el color es la tela, el ojo el macillo, y el alma es el piano con sus cuerdas” -Wassily Kandiski-

5 premisas que no debes olvidar:

  1. La influencia y/o significado de los colores depende del contexto en el que estén. Es así como en ciertos ambientes el rojo es asociado al amor y en otros a la señal de peligro.
  2. Los colores con tonalidades pasteles suelen ser asociados a calma y equilibrio. En contrario, los colores vivos transmiten más energía.
  3. Eva Heller, en su libro “Psicología del color”, nos presenta el listado de colores más apreciados por la gente, según un estudio realizado en personas de entre 14 y 94 años. De más a menos serían el azul, verde, rojo, negro, amarillo, violeta, naranja, blanco, rosa, marrón y oro.
  4. El neuromarketing usa con menos frecuencia colores como el dorado, el plateado y el gris, debido a que son menos versátiles.
  5. A la hora de escoger un color para nuestro logotipo o diseño podemos tener en cuenta las connotaciones de cada color para destacar el mensaje que queramos transmitir o bien para diferenciarnos de la mayoría.